Varela y sus 600

Varela y sus 600 - internet

Einstein decía que su ley de la relatividad, se podía entender con un ejemplo muy sencillo: imagina un minuto en el autobús sentado junto a una mujer u hombre que te resulte muy atractivx, ahora imagina un minuto sentado sobre una cocina encendida. El minuto es el mismo, pero el tiempo que dura no, es relativo.

Que el nuevo alcalde de Vilagarcía quiera pagarse el mismo sueldo que Tomás Fole, el anterior y desastroso alcalde, me resulta ofensivo, como a mucha gente en este pueblo. Pero lo que me parece aún peor, son sus respuestas, cuando se le cuestiona esto. Son poco sensibles e inteligentes. Y ambas cualidades son fundamentales para llevar una ciudad. Todos sus argumentos me parecen torpezas enormes. Empezando por llamar demagogo a quien lo cuestiona, olvidando que quienes le cuestionamos somos sus patronxs, sus jefxs, o sus coordinadorxs, como prefiera llamarnos, es lo de menos…

Dice que en su puesto de trabajo ganaba 1.900€, y que ahora como alcalde ganaría 2.500€ “tan solo” 600€ más que antes. Aquí es donde lo relativo entra en acción. Mi suegro se tuvo que prejubilar, y ganó durante años poco menos de 600€ al mes. Trabajó un montonazo de años y su prejubilación fue igual a la paga a mayores y simbólica de nuestro flamante alcalde. ¿Esto significa que pretendía ser alcalde para ganar más dinero? Pues entonces soy un tonto, porque yo pensé que quería ser alcalde por vocación pública. Y no recompensar la supuesta responsabilidad que acaba de adquirir con dinero, con el extra equivalente a la prejubilación de mi suegro.

El otro argumento que usa para justificar un salariazo de 2.500€ al mes es “La responsabilidad”. Ahora mismo en este país tiene más responsabilidad un teleoperador que intenta conseguir que un cliente se cambie de Movistar a Vodafone, que él. Por una sencilla razón: el teleoperador es despedido si no cubre la cuota del día, y se va con una mano adelante y otra atrás, mientras que un alcalde puede hacer un deplorable trabajo (como el de Fole) ganando un sueldazo, y lo único que pasa es que no lo votan otros cuatro años.

Y el argumento más torpe de todos es la supuesta “dedicación absoluta”. Nos va a contar a nosotrxs de eso… Trabajar de manera profesional en el arte requiere dedicación absoluta como es mi caso, pero esto es equiparable a cualquier profesión que se ejerza como autónomo. Eso sí es dedicación absoluta, con la diferencia que la ganancia económica no nos la da el pueblo ni es un cantidad fija. Mejor aún, que vaya Varela a casa de cualquier abuelx gallegx a canturrearle la “dedicación absoluta” a ver qué le dicen.

Si Varela, quiere hacerse el Tomás Fole, allá él, pero este pueblo ya tiró el dinero pagando cuatro años de ocurrencias y tonterías, y sospecho que no estamos para otro igual. Nuestro minuto sobre la estufa caliente ya pasó.

Augusto Metztli.

Anuncios

Un comentario en “Varela y sus 600

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s